Paco Sánchez. Constelaciones: entre ciencia y dogma

Reflexión:
Constelaciones: entre ciencia y dogma
Paco Sánchez

A. Introducción

En mi experiencia con las Constelaciones me he encontrado con una gran variedad de observaciones y afirmaciones. Algunas me han parecido obvias. Otras pertenecen al acervo común de cualquier enfoque sistémico. Otras… ¿en qué experiencia científica se basan? ¿O quizá constituyen más bien una especie de “verdad revelada”?

Este artículo contiene más preguntas que respuestas. Su único propósito es invitar a la reflexión. Comenzaré por encuadrar dicha reflexión, a partir de un par de referencias.

A.1: La aportación de Karl Popper

Popper expone su visión sobre la filosofía del conocimiento en la clásica obra: “La lógica de la investigación científica”. En ella el aborda el problema de los límites entre la ciencia y la metafísica, proponiendo un criterio de demarcación que permita distinguir las proposiciones científicas de aquellas que no lo son. No se trata de decidir sobre la veracidad de una afirmación, sino sólo si tal afirmación ha de ser estudiada y discutida dentro de la ciencia o, por el contrario, se sitúa en el campo más especulativo de la metafísica.

Para Popper una proposición es científica si puede ser refutable, es decir, susceptible de que en algún momento se puedan plantear ensayos o pruebas para refutarla independientemente de que salgan airosas o no de dichos ensayos. Para este autor el conocimiento científico no avanza confirmando nuevas leyes, sino descartando leyes que contradicen la experiencia. A este descarte, Popper lo llama “falsación”. Por lo tanto, la labor del científico consiste principalmente en criticar leyes y principios de la naturaleza para reducir así el número de las teorías compatibles con las observaciones experimentales de las que se dispone. El criterio de demarcación puede definirse entonces como la capacidad de una proposición de ser refutada o falsada. Sólo se admitirán como proposiciones científicas aquellas para las que sea conceptualmente posible un experimento o una observación que las contradiga.

En este sentido me llama la atención, y destaco de manera especial, algo que escuché a Bertold Ulsamer: “No pretendo estar en posesión de la verdad. Siempre hay excepciones y contraejemplos para mis tesis” . Parece así que este constelador está abierto a que sus afirmaciones puedan ser falsadas.

A.2: Mi experiencia con las así llamadas “presuposiciones” en PNL

Cuando comencé, hace tiempo, mi formación en PNL, me encontré enseguida con algo que se presentaba como “presuposiciones”, la primera de las cuales se formula así: “el mapa no es el territorio” . Años después, en un taller dentro de unas jornadas, el docente presentaba unas “presuposiciones” que no coincidían exactamente con las que yo tenía por tales. Le pregunté: ¿y tal (afirmación concreta) es una presuposición? Respuesta: sí, claro. ¿Y tal otra? No, esa no. Nuevamente, en otro taller, me encontré con una experiencia similar.

Como es natural, yo no puedo asistir a todos los talleres de todos los docentes. ¡Ah! Pero hay libros. Comparé las presuposiciones de la PNL que se presentaban en cinco libros diferentes. Sorpresa: sólo coincidían todos en tres o cuatro de ellas. En el resto podían coincidir dos, o tres, o cuatro autores, pero nunca todos. Algún autor presentaba una lista relativamente corta de las mismas. Otro presentaba una lista larguísima. ¿Conclusión? Muy clara: cada docente de PNL tiene su propio mapa de presuposiciones de la PNL.

¿En qué nos afecta esto a nosotros? Pues no lo sé exactamente. ¿Es posible que, como en PNL, también entre nosotros, cada docente tenga su propio mapa de presuposiciones? Este hecho, por sí mismo, no me inquieta, lo considero algo natural. El problema, para mí, es que el docente considere sus propias presuposiciones, sin haberse puesto a examinarlas, como parte sustancial del conocimiento “verdadero”, con la confusión que esto puede crear en las personas a las que se dirige.

_______________________________________________________________________________

[1] Bertold Ulsamer: Conferencia inaugural del 2º Congreso de la AEBH. Córdoba, 2016.

[1] Presuposición que, por cierto, no es original de la PNL, sino de Alfred Korzybski, en su obra sobre semántica general, pero que casi todo el mundo atribuye a la PNL. Se ve que también aquí hay músicos que sólo tocan de oído.

Descargar Artículo Completo

Visit Us On FacebookVisit Us On YoutubeCheck Our Feed